miércoles, 26 de mayo de 2010

Barranquismo en la Sima del Diablo (Málaga) Mayo/2010

BARRANQUISMO EN LA SIMA DEL DIABLO


Rapel 1

Rapel 2


Rapel 3


Rapel 4

Parte del texto corresponde a la empresa Aljibe, que se encarga de realizar rutas de barrancos al igual que otras al aire libre.
Aprovecho la ocasión para enviarles un cordial saludo.

Pequeño río de la Serranía de Ronda, Río de las Zúas, con caudal permanente, que al salvar un fuerte desnivel forma 4 cascadas ( 3 de 8 m y una de 11). El aporte de agua regular del acuífero de este río aporta caudal constante al río Genal, con el que se une tras la zona abarrancada, permitiendo durante todo el año hacer estos rápeles acuáticos. No es un cañón ni un barranco encajado, sino más bien un arroyo con un importante caudal, que nos permite salirnos del cauce en cualquier momento.



Acceso: Desde el pueblo de Júzcar (a 30 km de Ronda), tomar la MA-517 en dirección a Faraján y en el kilómetro 2,3 (a algo más de 1 km y medio del pueblo) comienza el carril de Moclón o del Cortijo de Alcaparra. Hay 2 km y medio hasta el Chiringuito “Virgen de Moclón”, donde se deja el coche de regreso. Para llegar al comienzo del barranco, retroceder por la misma pista forestal. A 1 km y medio sale una pista a la derecha que nos deja en el Puente del Molino de la Tenería tras bajar unos 450 metros. Desde la carretera, el cruce de este carril está a 900 metros.



Datos de interés:

Carácter vertical (1-7) 3
Carácter acuático (1-7) 2
Riesgos / Duración (1-6) 2
Distancia: 1100 m
Desnivel: 50 m
Duración: 4 h.

Material necesario:

Casco de cañones
Arnés
Descendedor
Mosquetones de seguridad
Baga de Anclaje
Traje de neopreno 5 mm especifico cañones
Calcetines de neopreno
Dos juegos de cuerda (20 m)






El barranco discurre por un alcornocal con quejigos que apenas se deja ver desde el fondo del río. La vegetación dominante es la propia de ribera, con abundantes sauces y mimbres y algún chopo. Son de destacar las numerosas lianas colgantes, sobre todo enormes hiedras.



En el primero de los saltos de agua puede hacerse un rapel sencillo (8 m), con el agua hasta las cabeza, para acabar en una pequeña poza con muy poca profundidad.










La segunda presenta alguna dificultad, de hecho impone. Es una cascada vertical de unos 11 metros con un pasamanos de acceso a la cabecera, desde la que el agua cae casi a plomo. En su base hay una oquedad, a la izquierda de la lámina de agua que nos permite salirnos de la corriente de agua.






La frondosidad de los bosquetes que hay junto a los márgenes del río, el escaso sol que llega al barranco y la corriente de agua, hace que la humedad la notemos en nuestros cuerpos, sobre todo cuando nos quedamos parados durante algún rato.

En muchos tramos hay que andar con mucha precaución, ya que es habitual el resbalón o incluso caer a una poza.




Incluso es divertido dejarse llevar por el agua por pequeños toboganes

He aquí el último rapel (8 m), al igual que los otros cargados de agua.

Desembocando ya en el río Genal, nos dejamos arrastrar por la corriente como si fuesemos pequeños barquichuelos.
Abandonamos ya el río, y ahora durante unos 15 minutos andaremos por el campo hasta llegar al camping Virgen d Moclón, donde en el chiringuito unas cervezas fresquitas pudimos tomar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario