jueves, 7 de mayo de 2009

Ruta circular por el alto Genil (S.Nevada) 25-4-09



Ruta por el valle del alto Genil (Sierra Nevada)


En la mañana del día 25 de Abril, seis compañeros del club señal y camino: Irene, Julio, Rafael, Paco T, Juan Ángel, y el que suscribe, salimos a las 5,30 horas con dirección a Güejar Sierra, en la provincia de Granada. Aquí nos habíamos dado cita con otros dos compañeros, Paco G y Carmen. La idea era realizar una circular por Sierra Nevada, con una duración de 10 horas, 26 kilómetros y 2300 m de desnivel acumulado.

Así que nuestro cronómetro a cero a las 9,40 h. de la mañana. Desde Güejar Sierra nos dirigimos hacia La Vereda de la Estrella, muy cercana a esta localidad. La carretera muy estrecha en algunas zonas, con varios túneles, y algunos puentecillos.
A varios metros antes del final de esta carretera, donde hay un pequeño puente con un restaurante nos encontramos con un aparcamiento, en el cual dejaremos los coches.

Justamente en este mismo lugar, hay un cartel donde dará inicio nuestro sendero.

La fuerte subida es inmediata (430 m) por la Cañada de la Peregrina. A unos 300 m de desnivel (30 minutos) nos encontramos con unas indicaciones de “Las fuentezuela” y “Las Herrerías”
hacía arriba y del barranco de San Juan hacía abajo. Las vistas, allá a lo lejos de muchos picos 3000s totalmente nevados será solo un anticipo de lo que nos deparará este hermoso día.
Seguiremos llaneando por los tajos de Portachón hasta llegar a los cortijos de “Fuentezuelas” y “Las herrerías” sobre las 11,20 h.

En torno a los 1700 metros de altura seguimos avanzando por el sendero perfectamente señalizado, donde en frente nuestro, siempre las enormes moles de Sierra Nevada.

Aquí una paradita de 10 minutos es casi obligatoria, no por el cansancio, sino por tumbarse boca arriba y disfrutar de este silencio, con un cielo azul, donde los picos nevados parecen querer acariciarlos.

Sobre las 12,10 empezamos a bajar unos 150 m hasta alcanzar un arroyo, que él gentilmente nos ha cedido un pequeño puentecillo por el que poder atravesar.
Ahora volveremos a subir unos 400 m, donde en algunos tramos una alambrada nos acompaña durante algunos tramos.

Aquí no hablamos, simplemente subimos, donde cada uno resopla cuando puede y de vez en cuando. El color amarillo, fucsia y naranja de algunas flores nos amenizan la vista en la subida.
Ya estamos en un pequeño collado (sobre las 13 h). ¡Que vistas!, ¡Que hermoso lugar!.

Si, allí delante los picos nevados bajo un cielo azul, por otro lado, el agua cae furioso en forma de arroyuelo, y nosotros aquí empalagado de tanta belleza.

El sendero ahora se adentra en una zona boscosa, donde al poco desembocamos en la cuesta de los presidiarios, que viene de la Vereda de la Estrella.

Son las 13,30 h y ya hemos llegado al refugio de la cucaracha. Aquí varios montañeros nos alertan de que el puente que atraviesa el río Real ha sido desplazado por un alud. Al mismo tiempo nos prestan unos prismáticos, donde podemos observar un par de cornisas de nieve a punto de caer, y en consecuencia provocar un alud.

“La belleza de la alta montaña, no está reñida con el riesgo de sufrir algún accidente, pero como se suele decir, no hay viaje sin aventura”.

Seguimos avanzando hacia el refugio del Aceral, al que llegaremos media hora después.
Ahora si, el hambre aprieta, así que justamente pasado el refugio, un arroyuelo nos sirve de comedor (son las 14 h).

Tras media hora de degustar este “exquisito manjar” (nos os engañéis, son simples bocatas) manos a la obra, y piernas al sendero, seguimos la ruta.
Media hora mas y empezamos a bajar a la confluencia del río Real, Valdecasillas, y Valdeinfiernos, donde su agua brava los escupe el Mulhacen, el Alcazaba, Puntal de la Caldera y otros tantos 3000s. ¡Que majestuoso es todo esto!, ¡y que insignificantes somos!.
Hasta aquí llega la Vereda de la Estrella. Se nota hay personal por todas partes.

Cierto, el puentecillo estaba desplazado, pero con algún que otro saltillo lo pudimos pasar.
Aquí empezamos la vuelta de la ruta, pero todavía nos queda por terminar.
Ahora nuestro camino será la propia Vereda de la Estrella hasta llegar al puente del río Guarnón, que viene veloz de lo más alto del Veleta (16,15 h)

Junto a este y tras pasar las ruinas de la mina, un sendero en la parte izquierda nos llevará hasta el cortijo del Hornillo, desviándonos de la Vereda de la Estrella.

De nuevo una fuerte subida de unos 350 m de desnivel. ¡Esta si que la estamos notando!, los síntomas del cansancio se perciben. Pero da igual, cada uno a su ritmo, todos subimos.

Por fin, hemos llegado al cortijo del Hornillo (17,45 h). Espectacular enclave, donde varios ciervos corretean a sus anchas.

El sol, con un color más tenue impacta sobre el blanco de las montañas .....,
y su reflejo sobre un pequeño lago, ......... y la brisa del viento sobre los árboles , y ......

Durante la hora y media siguiente iremos por un sendero perfectamente señalizado, donde todo
el tiempo, a nuestra derecha iremos viendo el barranco de San Juan, al igual que el camino que
hicimos a primeras horas de la mañana.Ya vemos la Vereda de la Estrella, y el aparcamiento donde dejamos los coches, solo tendremos que ir bajando hasta alcanzarlos, Son las 19,45, y ahora lo que toca es un pequeño refrigerio. A las 24 h lle

No hay comentarios:

Publicar un comentario