jueves, 10 de mayo de 2012

Comarca de la Vera (Cáceres) Abril/06 Mayo/11


                 Un paraíso sin límites, el retiro de un rey







Que ver: Hay cinco localidades que son conjuntos históricos-artísticos y sin lugar a dudas hay que ver obligatoriamente: Cuacos de Yuste, Garganta la Olla, Valverde de la vera, Villanueva de la vera, Pasarón de la vera, y el pueblo más alto de la zona Guijo de Santa Bárbara, Palacio de Carlos V, y alguna ruta a pie por las gargantas y ollas.



Naturaleza, arte, cultura, historia, folclore, tradición, nieve, gargantas, ollas, y agua, mucha agua. Esto y mucho más es la comarca de la vera.
 

Mis recuerdos, vivencias y experiencias me vienen a la mente cuando escucho, leo o escribo sobre este bello lugar.


Situado al nordeste de la provincia de Cáceres, ya casi tocando con Ávila, en la falda de la sierra de Gredos y paralela al río Tiétar se encuentra este paraíso natural y arquitectónico que alberga la mayor concentración de conjuntos históricos-artísticos de España





La Vera existe, le dijeron un día a un Emperador, el último gran Emperador, el Emperador Carlos. Eligió la Vera para pasar los últimos años de su vida. Aquí  el tiempo parece estar detenido, todo fluye con calma, todo, todo menos el gran torrente de agua que furioso viene de la  montaña atravesando todos los pueblos de la Vera.








Era un día de lluvia, viento y nieve. Un día perfecto par ver la bravura de este lugar. En los pueblos, las calles estrechas con grandes pendientes, los canalillos, algunos junto a las aceras  y otros tantos en el centro dejan que el agua corra por su interior a gran velocidad  buscando esas plazuelas con grandes soportales. El agua sigue cayendo, y en los lugares más altos como Guija de Santa Bárbara , el agua se convierte en nieve. La noche cae y solo el reflejo de las muchas luces que desprenden las casas de los pueblos nos indican el camino.


Valverde de la vera: Es quizás la más bella de toda la comarca, famosa por su atractiva fiesta de “ Los empalaos “, plena de sentimientos y recogimientos religiosos, en la noche del Jueves Santo.


Entre los rincones famosos de su caserío destaca la Plaza Mayor, con soportales, y la célebre fuente de los cuatro caños. Su arquitectura popular hace que pasear por sus calles sea un reencuentro con la historia.

Villanueva de la vera: Ubicada cerca de Valverde de la Vera. Es reconocida igualmente por la belleza de su caserío y por la célebre fiesta de indudable atractivo “ El Peropalo “ , declarada como fiesta de interés turístico regional, y que se celebra en carnavales.

El “ Parapalo “ pasea durante varios días por sus calles y su admirable plaza mayor, entre el entusiasmo de miles de visitantes y el orgullo de sus habitantes, hasta su ejecución posterior.

 

Cuacos de Yuste: Bella población a la que se puede llegar desde Garganta la Olla por una carretera local que pasa previamente por el Monasterio de Yuste. El Monasterio del siglo XV, donde decidió vivir los últimos años de su vida el rey emperador Carlos V, esta a dos kilómetros de Cuacos de Yuste, en un paraje acogedor , rodeado de arboleda y agua de pequeños arroyos.
Cuacos es importante por su arquitectura popular y por la famosa casa donde pasó su infancia Juan de Austria, conocido como Jeromín, hijo natural del emperador Carlos V.


La plaza mayor porticada, la iglesia de Nuestra Asunción y muchas de sus encantadoras calles con sus fuentes, dan un encanto especial a este pueblo, y son un reclamo más que suficiente para aterrizar en esta localidad verata

 

Guijo de Santa Bárbara: Es una bella localidad serrana enclavada en pleno monte, desde donde bajan algunas gargantas de gran belleza, es el pueblo más alto de toda la Vera ( 1210 metros ), y conserva algunos ejemplos de arquitectura popular verata. Esta localidad es famosa por sus muchos licores, miel, polen y quesos, que los nativos ofrecen a los viajeros. La vista desde aquí es impresionante.




Garganta la Olla: Se ubica al final de una ladera de la sierra de Tormentos, rodeada de cerezos y otras arboleda, por gargantas y ollas de aguas cristalinas y una arquitectura civil de los siglos XVI y XVII de gran interés histórico, son algunos de los atractivos de esta famosa población que junto con su arquitectura popular es destino obligatorio para el viajero.


La iglesia de San Lorenzo, que con su esbelta torre destaca cerca de la plaza mayor a donde llegan algunas calles estrechas de gran belleza.



De todos los pueblos declarado conjuntos históricos artísticos, solo nos quedó por viitar Pasaron de la Vera en aquel Abril/06. Pero ya pasados varios años (Mayo/11), y en circunstancias muy distintas a las de entonces, y aprovechando una ruta de nontaña al Puerto de Candeleda, visitamos Pasrón de la Vera. Y ya que estábamos aquí visitamos Valverde y Villanueva de la Vera.


























No hay comentarios:

Publicar un comentario